Daniel, mi vecino




Daniel, mi vecino


Hello dear friends, and welcome to Spanish Podcast. I am Mercedes speaking to you from Barcelona. In our 172nd episode (Daniel, my neighbor), Julia´s neighbor goes down to her floor to ask her for some sugar because he is making a cake for his birthday. Julia´s surprise is huge. Daniel invites her to his birthday party and Julia accepts. This leads to a situation where we will be able to review the uses of the verb "hacer" in Spanish. The story is very fun. And the linguistic work is an essential work to improve your spanish skills. Let´s go, we start.


Hola queridos amigos, y bienvenidos a Español Podcast. Soy Mercedes y os hablo desde Barcelona. En nuestro episodio nº 172 (Daniel, mi vecino), el vecino de Julia baja a pedirle azúcar porque está haciendo una tarta para su cumpleaños. La sorpresa de Julia es mayúscula. Daniel la invita a su fiesta de cumpleaños y Julia acepta. Esto nos plantea una situación en la que podemos empezar a revisar los usos del verbo “hacer” en español. La historia es muy divertida y estimulante. Y el trabajo lingüístico, imprescindible para seguir avanzando. Venga, empezamos.



Puerta (timbre)

Vecino :Hola, soy ...

Julia :Si, ya, mi vecino, ¿qué tal? Pasa, pasa,...

Daniel :Gracias. Bueno, me llamo Daniel.

Julia :Yo, Julia. Pero pasa, no te quedes ahí.

Daniel :Bueno, sólo quería pedirte un poco de azúcar.

Julia :¿Azúcar? ¿De...de...de verdad?

Daniel :¡Ay, perdona! Quizás te he cogido en mal momento.

Julia :¡No, qué va! Yo..., bueno, me he sorprendido porque..., el otro día, yo..., bueno, también estuve a punto de subir a pedirte azúcar.

Daniel :¡Huy, qué dulcecitos los dos! Ja ja ja...

Julia :Sí, ja ja ja...Esto..., ¿cuánta azúcar necesitas?

Daniel :Pues es que estoy haciendo una tarta y necesito 250 gr de azúcar. Y sólo tengo unos 50 gramos.

Julia :No hay problema. Puedo dejarte una taza. Pasa, acompáñame a la cocina. ¿Conque una tarta, eh?

Daniel :Sí, es que mañana es mi cumpleaños y hago una pequeña fiesta en el piso.

Julia :¡Vaya! ¡Felicidades! Y ¿cuántos haces?

Daniel :Veintiocho tacos de nada...

Julia :¿Quieres un café?

Daniel :¡Genial!

Julia :¿Y qué haces?, ¿en qué trabajas?

Daniel :En estos momentos estoy haciendo de camarero, hasta que me salga algo de lo mío. Soy guionista.

Julia :¿De cine?

Daniel :De cine, de televisión, de documentales,...¡De lo que salga! ¿Y tú qué haces?

Julia :Yo soy diseñadora gráfica...¡en el paro! Voy haciendo cositas sueltas que van saliendo, pero para vivir hago de Guía Turística.

Daniel :Oye, ¿por qué no vienes mañana por la tarde a mi fiesta de cumpleaños? Así nos iremos conociendo un poco más.

Julia :Bueno..., es que...

Daniel :Tú y tus amigas, por supuesto. Haremos algo normalito. Unas birras, música, la tarta, cava,...Y a lo mejor proyectamos el último corto de uno de mis amigos.

Venga, ¡anímate y ven! Hace mucho que nos cruzamos por la escalera y ya va siendo hora de que nos conozcamos.

Julia :Mirado así, no es mala idea.Vale, ¿a qué hora vamos?

Daniel :Cuando queráis, a partir de las siete.

Julia :De acuerdo. Hasta mañana.

Daniel :OK, pero...¿me pasas el azúcar?

Julia :Oh, Dios mío, no me hagas caso, soy una despistada.

Daniel :Tranquila yo también me había olvidado. Hasta mañana.

(Daniel sonríe) Verás, me hace gracia,...tanto tiempo cruzándonos por la escalera y hoy, al fin,...

Julia :Sí, al fin...Adiós, hasta mañana.

(puerta que se cierra)

Julia :Párate, corazoncito, que no es para tanto. ¡Diosss! ¡Qué casualidad! ¡Uffff...! A ver..., calma..., a ver... Tendré que hacerle un regalo, aunque sólo sea un detalle. Madre  mía, ¡qué guapo y qué agradable!

Mañana, vale, mañana...


------------




Bien, queridas amigas y queridos amigos, el sueño de Julia se ha hecho realidad, pero al revés. No ha sido ella la que ha subido a pedirle azúcar a su vecino, sino éste quien ha bajado  a pedírsela a ella.

Cosas del destino. Jugarretas del azar. Casualidades.

El caso es que ahí está Daniel, llamando a la puerta de Julia, tan pancho, tan tranquilo. ¿Qué sabe él de esos sueños de su vecina que siempre empiezan por que ella le pide azúcar y siempre acaban en escena de película X? Nada, no sabe absolutamente nada. Él ha ido al piso de su vecina a pedir un poco de inocente azúcar, sólo eso. Nada más. 

Cuando Julia le abre, él intenta presentarse:


  • Hola, soy...


Pero Julia quiere demostrarle que sabe perfectamente quién es:


  • Sí, ya, mi vecino. ¿Qué tal? Pasa, pasa, ...


Es lo que se dice a alguien conocido que está en el umbral de la puerta de tu piso:


  • Pasa, pasa,...

(Que sería: “Pasa adentro”)

Se dice así:

  • Pasa, pasa...


Nuestro vecino da un paso hacia adentro, pero cree que lo adecuado es presentarse de inmediato:


  • Gracias. Bueno, me llamo Daniel


Y nuestra amiga:


  • Yo, Julia. Pero pasa, no te quedes ahí.


Otra fórmula para invitar a alguien a acompañarnos al interior del piso:


  • Pero pasa, no te quedes ahí.


Daniel se apresura a decirle cuál es el motivo de su presencia allí:


  • Bueno, yo..., sólo quería pedirte un poco de azúcar.


Julia se queda blanca, atónita. Su corazón late deprisa. ¿Su vecino le está diciendo esto de verdad o se trata de otro sueño?

Intentando sobreponerse al estupor de esta visita, Julia balbucea:


  • ¿Azúcar? ¿De... de... verdad?


Daniel está un poco extrañado ante la reacción de Julia. Cree que quizás está siendo inoportuno y la está molestando. Por eso le dice:


  • Ay, perdona, quizás te he cogido en mal momento.


Cuando decimos que “hemos cogido a alguien en un mal momento”, o ...”en mal momento”, quiere decir que hemos interrumpido involuntariamente una actividad del otro que requiere toda su atención, o que no puede hacernos caso en ese momento, por la razón que sea, que no puede prestarnos atención. Esta frase funciona con los verbos “coger” y “pillar”, “coger a alguien en mal momento” o “pillar a alguien en un mal momento”.


Por ejemplo:


Luisa :Hola, Juan, soy Luisa, ¿tienes un ratito para comentar la reunión de ayer?

Juan :Pues, mira, Luisa, me pillas en mal momento. Estoy a punto de salir de casa para llevar a mi hija al colegio. Te llamo después, ¿de acuerdo?

Luisa :Por supuesto, hasta luego.


Julia se da cuenta de que se está comportando de manera extraña ante los ojos de Daniel y reacciona rápido, intentando explicar su sorpresa:


Daniel :¿Te he cogido en mal momento?

Julia :¡No, qué va! Yo...Bueno, me he sorprendido porque...el otro día, yo..., bueno..., también estuve a punto de subir a pedirte azúcar.


A Daniel le hace gracia esta supuesta coincidencia y hace una broma:


  • ¡Huy, qué dulcecitos los dos! Ja ja ja...

Julia también se ríe, aunque no tan relajadamente como Daniel:

  • Ja, ja, ja,...Esto...¿Cuánta azúcar necesitas?


Y Daniel dice:

  • Pues es que estoy haciendo una tarta y necesito 250 gramos de azúcar, y sólo tengo unos 50.


Nos vamos a detener un segundín para echarle un vistazo a esta frase tan fácil de “hacer una tarta” (en presente continuo: estoy haciendo una tarta).

Vamos a decir alguna cosita de este verbo tan usado, tan versátil, tan polivalente y tan polisémico, en español, como es nuestro querido verbo “hacer” (h  a  c  e  r).

Hacer” es uno de esos “verbos comodín” que hay en todas las lenguas; uno de esos “verbos multiuso” que utilizamos a todas horas y con muchos y diversos sentidos, y con el que podemos describir multitud de tipos de acción.

A diferencia de las dos formas de “hacer” en inglés (do y make), en español usamos “hacer” en muchos sentidos, de los que iremos hablando en futuros episodios, pero en éste, vamos a detenernos en uno de los significados más comunes  y amplios del verbo “hacer”, el significado de:

  • preparar una cosa
  • disponer algo
  • aderezar una comida
  • elaborar algo
  • componer una cosa


Todos estos verbos (preparar, disponer, aderezar, elaborar o componer) los sustituimos muy a menudo por “hacer”, porque es un verbo muy fácil de usar, muy cómodo, lleno de significados diversos según la frase y el contexto en los que lo usamos.

Daniel dice:


  • Estoy haciendo una tarta


Así lo decimos. Mirad todos estos ejemplos:


- Estoy haciendo un postre de chocolate con el que te vas a chupar los dedos

O:

  • Ayer hice un guiso de carne con curry que me quedó delicioso
  • O:
  • Creo que mañana haré ensaladas y canapés para la cena con mis amigos
  • O:
  • Estoy aprendiendo a hacer platos de cocina japonesa y me quedan exquisitos
  • O:
  • ¿Quieres que hagamos una tortilla para cenar? Estoy harta de platos congelados al microondas


¿Veis, amigos?

Ni que decir tiene que en estas frases podrían ir otros verbos del tipo de:


  • Estoy elaborando una tarta
  • Estoy confeccionando un postre de chocolate
  • Ayer preparé un guiso de carne con vino
  • Creo que mañana aderezaré unas ensaladas y dispondré unos canapés para la cena
  • Estoy aprendiendo a elaborar platos japoneses

Etc.

Pero no lo decimos así casi nunca. Decimos estas frases con “hacer”. Es cierto que sí que usamos muy a menudo el verbo “preparar” junto con “hacer” para hablar de platos, guisos y comidas, pero el más usado es “hacer”.


  • Estoy haciendo una tarta (aunque igual de normal: “Estoy preparando una tarta”)
  • Estoy haciendo un postre de chocolate (estoy preparando un postre de chocolate)
  • ¿Quieres que hagamos una sopa? (¿Quieres que preparemos una sopa?)


Este significado es uno de los más utilizados en español al usar el verbo hacer para comidas, preparaciones gastronómicas, platos, guisos, etc.

Recordad que el verbo “hacer” es irregular:

  • el infinitivo:hacer
  • el gerundio:haciendo
  • el participio:hecho
  • el presente de indicativo:hago,haces,hace, hacemos,hacéis,hacen
  • el presente de subjuntivo:haga, hagas, haga, hagamos, hagáis, hagan
  • el futuro:haré, harás, hará, haremos, haréis, harán
  • el indefinido:hice, hiciste, hizo, hicimos, hicísteis, hicieron


Puede que os suene extraño el presente de subjuntivo. Sin embargo, es muy usado, como en los siguientes ejemplos:


  • ¿Qué quieres que haga? Ya sé que Paco no me conviene, pero estoy loca por él
  • O:
  • Niños, no hagáis tanto ruido, no puedo concentrarme
  • O:
  • Me trae sin cuidado lo que haga con su vida. Jorge es un caso perdido
  • O:
  • No me hagas caso, digo tonterías porque estoy con la cabeza en otro tema
  • O:
  • El hecho de que yo haga dieta, no significa que no pueda disfrutar de la comida
  • O:
  • Si no lo ves claro, no hagas esa entrevista de trabajo. Parece un timo, francamente
  • O:
  • Haga sol o llueva, mañana nos vamos de excursión
  • O:
  • Haga lo que haga (yo), mi padre siempre se enfada conmigo
  • O:
  • No hagas tantos postres de chocolate. Engordan un montón


Etc.

O sea, que hay que repasar un poquito la conjugación de “hacer” hasta automatizar el uso de los diversos tiempos y modos de este verbo.

En este mismo sentido de preparar, elaborar, arreglar y componer, usamos “hacer” con estas expresiones:


  • hacer la comida
  • hacer la cena
  • hacer un pastel 
  • hacer una tarta
  • hacer un guiso
  • hacer una salsa
  • hacer una vinagreta
  • hacer una ensalada
  • hacer una crêpe
  • hacer un bocadillo, hacer un sandwitch
  • hacer canapés
  • hacer una tortilla
  • hacer huevos fritos con patatas
  • hacer un asado
  • hacer un gazpacho
  • hacer croquetas
  • hacer café
  • hacer un cortado
  • hacer un café con leche
  • hacer un cóctel
  • hacer un combinado
  • hacer pan


Y, aparte de platos y comidas, con este sentido de componer, arreglar o preparar, oiréis el verbo “hacer” en frases como éstas:


  • Hacer la maleta
  • hacer la cama
  • hacer las tareas del hogar
  • hacer un vestido (confeccionar)
  • hacer un traje
  • hacer un jersey (tricotar)
  • hacer un bordado
  • hacer un mantel
  • hacer un zurcido

Y así sucesivamente...


Bien. Volviendo a la petición de Daniel, el azúcar que necesita, Julia le dice:


  • No hay problema. Puedo dejarte una taza. Pasa, acompáñame a la cocina. ¿Conque una tarta, eh?


Y Daniel le dice que sí. Y le confiesa la razón por la que hace esa tarta: para celebrar su cumpleaños. Por eso dice:


-Sí, es que mañana es mi cumpleaños y hago una pequeña fiesta en el piso


Así es. Es el cumpleaños de Daniel. El chico cumple años, hace una fiesta y quiere obsequiar a sus amigos con la tarta que está haciendo.

Como podéis ver, queridas amigas y queridos amigos, aquí nos encontramos un nuevo sentido de “hacer”, similar a :


  • realizar
  • llevar a cabo
  • planificar
  • ejecutar


Pero no decimos:

  • Mañana realizo una fiesta
  • O:
  • Voy a realizar una fiesta

Ni tampoco:

  • Llevo a cabo una fiesta en casa
  • O:
  • Voy a llevar a cabo una fiesta en mi piso


Decimos:


  • Mañana hago una fiesta en casa
  • Voy a hacer una fiesta en mi piso


De la misma manera, usamos “hacer” con estos sentidos de llevar a cabo, realizar, ejecutar, practicar, etc. en estas otras frases, muy, muy, muy usadas:


  • Hacer una fiesta (prepararla, llevarla a cabo)
  • Hacer deporte (practicarlo)
  • Hacer gimnasia
  • Hacer un viaje (llevarlo a cabo, realizarlo)
  • Hacer dieta (llevarla a cabo)
  • Hacer la siesta
  • Hacer una reunión (organizarla, llevarla a cabo)
  • Hacer una manifestación (el 1º de mayo, los trabajadores hicieron manifestaciones en todas las ciudades españolas)
  • Hacer una llamada telefónica (hazme una perdida cuando llegues a la estación)
  • Hacer un regalo
  • Hacer un atentado (planificarlo, ejecutarlo)
  • Hacer una película (planificarla, organizarla, producirla, rodarla)


Muchos de estos usos tienen relación, también, con hacer cosas con las manos, o con el cuerpo, como en:


  • hacer la maleta
  • hacer la manicura
  • hacer un peinado
  • hacer las tareas de la casa
  • hacer gimnasia
  • hacer bicicleta (como deporte)
  • hacer pesas
  • hacer un masaje
  • hacer natación
  • hacer bíceps
  • hacer caminatas
  • hacer excursiones 
  • hacer kilómetros

Y, como decíamos antes:

  • hacer un jersey
  • hacer punto
  • hacer un traje
  • hacer un bordado


etc.


Eso ha dicho Daniel:


-Es que mañana es mi cumpleaños y hago una pequeña fiesta en el piso.

¿De acuerdo? Nuestro vecino:


  • hace una fiesta mañana
  • va a hacer una fiesta
  • hará una fiesta en su piso


Julia se apresura a felicitarlo:


  • ¡Vaya! ¡Felicidades! ¿Y cuántos haces?


Otro uso de “hacer”. En español, los años se hacen o se cumplen, indistintamente.

Por ejemplo:

Marta :Jorge y yo celebramos ayer nuestro aniversario de casados

Toni :¿Ah, sí? ¿Y cuántos habéis hecho?

Marta :Quince años, ya.

Toni :¡Uf, qué pasada! ¡Felicidades!


También con sentido temporal, con cuándo:


Abuela :¿Cuándo haces los años?

Nieta :En Junio, abuela

Abuela :Ah, pues en junio te regalaré la bicicleta

Nieta :Vale, abu, pero faltan nueve meses

Abuela :Nueve meses pasan volando


Daniel dice, coloquialmente, que hará 28 tacos, una forma simpática de llamar a los años (tacos). Así, informalmente, los años son tacos.

Julia le ofrece un café y aprovecha para preguntarle a Daniel qué hace en la vida, en qué trbaja:


  • ¿Y qué haces? ¿En qué trabajas?

En conversaciones en las que se están  conociendo dos personas, esta pregunta genérica: “¿Qué haces?” significa:

  • ¿Estás estudiando?
  • ¿Trabajas? ¿En qué?
  • ¿Cuál es tu actividad habitual?

Etc. Etc.


Se usa también para preguntar informalmente qué hace alguien en un momento concreto.

Por ejemplo, yo me encuentro con mi amiga en el Paseo de Gracia, en Barcelona:

Yo:Hola, Pepi, ¿qué haces por aquí?

Pepi :Pues mira, he venido a buscar un informe médico


O me sorprendo de encontrarla en el Museo:


Yo:Hola, Pepi, qué sorpresa, ¿qué haces tú por aquí?

Pepi :Pues supongo que lo mismo que tú, ver la exposición de Dalí

Yo:Ah, claro, por supuesto...


Podemos usarlo también para preguntar por un tercero:


Luis:Hola, Gustavo, ¿qué tal?

Gustavo:Luis, hombre, ¿cómo estamos?

Luis:Pues, ya sabes, haciendo de padre novato

Gustavo:Claro, ¿y qué hace el pequeñín? ¿Todo bien?

Luis:Todo bien. Come, duerme, llora, ríe,...Ya sabes, sólo hay tiempo para él.


Bueno, pues, en este caso, Julia, al preguntarle a Daniel:


  • ¿Y qué haces? ¿En qué trabajas?

Le está preguntando por su actividad laboral, por su trabajo.

Y Daniel, que es guionista de cine y televisión, sin trabajo en su campo, le dice:


- En estos momentos estoy haciendo de camarero, hasta que me salga algo de lo mío. Soy guionista.

¿Os habéis fijado en el matiz? HACER DE ...,  “Estoy haciendo de...”, ¿qué quiere decir esto? Pues que estás haciendo un trabajo provisional, temporal, que no es el que buscas en función de tu formación académica. Es algo que haces durante un periodo de tiempo, hasta que obtengas el trabajo para el que te has preparado. “Hacer de ...” + el nombre del trabajo o de la profesión, es realizar una actividad no habitual y no definitiva.

Por eso Daniel dice que, en estos momentos, “está haciendo de camarero”, o sea, trabaja como camarero eventualmente, hasta que le salga un trabajo como guionista en el campo del audiovisual.

Dice:

  • Soy guionista

Y Julia pregunta:

  • ¿De cine? (¿Guionista de cine?)
  • Y Daniel le dice que de lo que salga: de cine, de televisión, de documentales, ...¡de lo que salga!

Y le devuelve la pregunta a Julia:

  • ¿Y tú, qué haces?

Tampoco Julia ha conseguido un trabajo en Diseño Gráfico, su carrera.Y por eso también ella hace un trabajo provisional para ganarse la vida, hace de Guía Turística:


  • Yo soy Diseñadora Gráfica...¡en el paro! Voy haciendo cositas sueltas que van saliendo, pero para vivir hago de Guía Turística

Recordad, amigos, hacer de + el nombre del trabajo, es trabajar en algo eventual, tener un trabajo provisional hasta obtener otro acorde a tu formación.



Amigas y amigos, estamos a la mitad del diálogo, pero vamos a terminar aquí nuestro episodio para que repaséis tranquilamente los significados y usos del verbo hacer, explicados hasta el momento.

Son tantos y tantos los usos lingüísticos de este verbo, que hay que dosificarlos para no acabar con una empanada mental como un piano. No, vamos tranquilamente. 

En el próximo episodio, continuamos. Los dos, el 172 y el 173, estarán dedicados a “hacer” y así tendréis la posibilidad de hacer un repaso en profundidad de este verbo tan usado en español.

Nos vemos de nuevo aquí, en Spanishpodcast. Seguid teniendo constancia y seguid practicando para que entendáis y habléis el español cada vez mejor.

Hasta pronto. Un abrazo.




*******






 © Spanishpodcast, 2007-2017