Nuevos villancicos





Nuevos villancicos

Gatatumba


Hello dear friends and welcome to Spanishpodcast. I am Mercedes speaking to you from Barcelona. In our 248th episode, Nuevos Villancicos / Gatatumba, we are going to share with you two new Christmas carols: Gatatumba and Ya viene la vieja, two traditional 

Christmas songs that you will love to hear and sing during this Christmas.


Hola, queridos amigos, y bienvenidos a Español Podcast. Soy Mercedes y os hablo desde Barcelona. En nuestro episodio nº248 (Nuevos Villancicos / Gatatumba), vamos hoy a compartir con vosotros dos Nuevos villancicos: Gatatumba y Ya viene la vieja, dos canciones tradicionales navideñas que os encantará oír y cantar durante estas Navidades.






Hola a todos. De nuevo otro diciembre, unas nuevas navidades en el calendario y ganas de ver algún tema navideño un poco nuevo…¿verdad?

Bueno, el tema de los villancicos no es nuevo, pero sí los dos villancicos que traemos hoy aquí para compartirlos con vosotros. 

Además, después de estos dos, os dejaremos un fragmento de todos los villancicos populares y famosos que hemos ido trabajando en otros podcasts anteriores, para que tengáis en uno solo las mejores canciones tradicionales navideñas españolas.

El primer villancico que quiero compartir con vosotros, tiene un título curioso: Gatatumba, que no es precisamente una palabra usual, nada usual…

Gatatumba (G  a  t  a  t  u  m  b  a) es un sustantivo, un nombre femenino de uso coloquial que se refiere a la simulación de un regalo, de un obsequio, de una reverencia, de un dolor, y de muchas más cosas. Pero es una simulación, un fingimiento, una ficción.

La palabra se forma a partir de “gata” y “tumba” y tiene que ver con eso que decíamos, una ficción sobre hacer obsequios, reverencias, etc. En este caso, al Niño del Pesebre, al nacimiento navideño.

La letra es corta y sencilla, pero muuuy sonora. Y… ¿sabéis cuál es el enorme atractivo que tiene para los niños? Los cambios de ritmo y velocidad que el villancico experimenta según se va cantando.

La primera vez que lo cantamos, lo hacemos a un ritmo normal-lento, de manera pausada, vocalizando bien la letra. La segunda la cantamos a un ritmo más ligerito, con más marcha. Y la tercera y última, deprisa, deprisa, deprisa…a un ritmo loco, desenfrenado, que es lo que provoca que los niños se partan de la risa y compitan entre sí para ver quien lo dice más deprisa y más atropelladamente.

Otros, para no alargarlo tanto, hacen este cambio de ritmo con las estrofas del villancico: al principio lento; luego, normal-ligero; y finalmente a toda velocidad.

La letra ese la siguiente:


Gatatumba, tumba, tumba,

con panderos y sonajas.


Gatatumba, tumba, tumba,

no te metas en las pajas.


Gatatumba, tumba, tumba,

toca el pito y el rabel.


Gatatumba, tumba, tumba,

tamboril y cascabel.


Lo voy a leer ahora lento primero y rápido después, para que os hagáis una idea de la cuestión del ritmo:



Y ahora lo escuchamos, en una versión en la que no hay estos cambios de ritmo, ya que no lo he encontrado en la red tal y como yo lo cantaba de pequeñita, pero lo escuchamos para aprender la música y el ritmo:

(Música, interpretación)


Así es que, ya sabéis, podéis cantarlo normal, o podéis jugar con los pequeños a imprimirle al villancico, al menos dos cambios de ritmo. Por ejemplo, la primera vez lo cantáis normal y la segunda, rápido. Como más os apetezca.


La letra habla sobre todo de instrumentos musicales navideños. Los primeros que salen son:


Gatatumba, tumba, tumba,

con panderos y sonajas.


¿Qué son panderos? Un pandero es un instrumento musical rústico que tiene dos aros superpuestos y unidos por una fina piel, y con algún elementos metálico en los aros o dentro, que suenan cuando lo golpeamos, o resbalamos la mano por su superficie. Os pongo una foto en la Guía Didáctica (no en la transcripción, que no la admite).


¿Veis? El pandero sería como un tambor pequeño, de menos altura, y con elementos sonoros dentro o en los aros.

Con panderos y sonajas”…Sonajas…Una sonaja es también un instrumento que, como su nombre indica, es parecido a los sonajeros de los bebés, esos juguetes sonoros de los pequeños que tiene chapitas metálicas que suenan al agitarse. Pueden tener muchas formas y muchos sonidos. Aquí os pongo una foto de una sonaja, venid a verla…


Los siguientes instrumentos son:

Gatatumba, tumba, tumba,

toca el pito y el rabel.


Toca el pito y el rabel. El pito es el mismo pito que tocan los árbitros en un partido de fútbol o los guardias de tráfico cuando lo están dirigiendo en un cruce urbano.

Así, pues, el pito es ese instrumento pequeñito con el que, al soplar, obtenemos un sonido muy agudo: un pitido.

Y el rabel es un instrumento pastoril (típico de pastores), como una especie de violín rústico, con sólo 3 cuerdas y un arco.


Y nuestro Gatatumba termina con:


Gatatumba, tumba, tumba,

tamboril y cascabel.


El tamboril es un tambor pequeño que se cuelga del brazo izquierdo y se toca con un solo palo. Muy usado en danzas populares tradicionales.

Y el cascabel, sí, es el cascabel de los gatitos, esa bolita hueca de metal con uno o más trocitos también metálicos en su interior, que suenan con el movimiento.


Ya veis, queridas amigas y queridos amigos, seis instrumentos musicales en un villancico tan cortito, Pero ya sabéis que lo característico son sus cambios de ritmo y el aumento de la velocidad con que lo cantamos cada vez.

Venga, ahora ya estamos en posición de cantarlo y escucharlo, para aprenderlo e incorporarlo a nuestros villancicos en español, que todos podemos disfrutar y cantar estas navidades:

(versión entera)


¡Qué original, verdad? Y qué gusto da cantarlo…


El segundo villancico nuevo que os traemos hoy, se titula:

Ya viene la vieja

Otro villancico muy tradicional, muy popular y verdaderamente ancestral, muy antiguo, que va a hacer las delicias de todos nosotros.

Dice así:

Ya viene la vieja

con el aguinaldo;

le parece mucho,

le viene quitando.

(Repetir: Le parece mucho, le viene quitando)

Estribillo:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

Madre del Señor.


Ya vienen los Reyes

por los arenales,

ya le traen al Niño

muy ricos pañales.

(Repetir: Ya le traen al Niño, muy ricos pañales)

Estribillo:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

Madre del Señor.


Ya vienen los Reyes

por aquel camino,

ya le traen al Niño

sopitas con vino.

(repetir: Ya le traen al niño sopitas con vino)

Estribillo:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

madre del Señor.


¡Qué increíble villancico! El personaje de la primera estrofa es una vieja roñica y avara  que trae el aguinaldo, y que le parece excesivo. Por eso, mientras va llegando, va quitándole cantidades al mismo.

¿Y qué es el aguinaldo? A g u i n a l d o significa regalo de navidad, al menos inicialmente, aunque después se identificó a una propina, a una gratificación económica. Antes era una pequeña recompensa que se daba sobre todo a los niños que iban cantando villancicos por las casas durante la Epifanía.

Aguinaldo también se usaba coloquialmente para algunas gratificaciones económicas de las empresas a los empleados, lo que ahora sería una paga extra, pero el aguinaldo era optativo.

Recuerdo con verdadero cariño el tema del aguinaldo, un tema de mi infancia. Cuando yo era pequeñita, vivía en un pequeño pueblo castellano de la tierra cervantina. Y allí, por Navidad, salíamos un grupo de niños y niñas a cantar villancicos e íbamos de casa en casa. Las buenas gentes nos daban el aguinaldo, que podían ser unas monedas, caramelos, galletas, nueces, un pedazo de pastel…lo que había en las casas. Y los niños nos poníamos muy contentos con este intercambio.

Después, cuando íbamos a casa de los familiares, también nos daban el aguinaldo, que solíamos ahorrar en nuestra hucha infantil, aquel cerdito de barro en el que íbamos metiendo todos nuestros ahorros.

También antiguamente el sereno, el cartero, el barrendero o el basurero, iban por las casas repartiendo tarjetas de felicitación navideña y se les daba un pequeño aguinaldo como gratificación navideña (aquí, arriba, una foto preciosa de esas tarjetas navideñas que se repartían por las casas en busca del aguinaldo).

Bien, la vieja del villancico, no obstante, no es una vieja generosa, sino todo lo contrario: es una vieja avara, es decir, tacaña, roñica y miserable. Mira el aguinaldo, le parece mucho, y empieza a quitarle y a quitarle…”le viene quitando”. ¡Menuda tacaña!

Por eso dice:

Ya viene la vieja

con el aguinaldo,

le parece mucho,

le viene quitando

(Repetir: Le parece mucho, le viene quitando)

Y luego tenemos el precioso estribillo, que dice:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

madre del Señor.

Pampanitos es el diminutivo de Pámpanos. Un   pámpano    (p  á  m  p  a - n  o) es un brote verde, tierno y finito de la vid, la planta de las uvas.

Otras versiones dicen “campanitas verdes”, pero la auténtica habla de pampanitos verdes, esos tiernos brotes verdes de la vid:


Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

madre del Señor.


La segunda estrofa cambia totalmente de tema. Dice así:

Ya vienen los Reyes

por los arenales,

ya le traen al Niño

muy ricos pañales

(Repetir: ya le traen al Niño, muy ricos pañales)

Aquí ya se habla de la ruta de los Reyes Magos de Oriente quienes, guiados por la gran estrella, se dirigen al Portal de Belén, para adorar al Niño. Pero en este villancico no le traen Oro, Incienso y Mirra, sino un regalo mucho más humilde: le traen pañales para que el pequeño tenga su higiene asegurada…ja ja ja…

De nuevo el estribillo:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

madre del Señor.


Y damos paso ya a la tercera estrofa, que dice así:


Ya vienen los Reyes

por aquel camino,

ya le traen al Niño

sopitas con vino

(repetir: ya le traen al niño sopitas con vino)


Y diréis vosotros, pero ¿qué locura ese ésta? ¿Al bebé recién nacido le traen sopas -pan mojado- con vino? Dios mío, qué insensatez…Bueno, amigos míos, insensatez en la actualidad porque hace muchos, muchísimos años, el pan mojadito en vino se consideraba un alimento de primer orden…¡incluso para niños! Obviamente eso era minoritario, pero era. 

Yo tenía una vecinita de 1 añito, allá en el pueblo, a la que (a falta de alimentos más adecuados) daban sopas de pan mojadas en vino como merienda…Aún recuerdo mi estupor y el de mi madre al darle un besito y percibir el olor a vino que desprendía. Y no sólo eso, la infantil criatura solía presentar una dilatación de la pupila de su ojito, impropia de una niñita de tan corta edad. Un día, mi madre se atrevió a hablar con la abuela de la niña, quien la cuidaba y le daba la alcohólica merienda. La abuela escuchó primero, y luego dijo: “No pase cuidado. El buen vino hace buena sangre, en niños y en grandes”. Y así dio por zanjada la conversación. Cuando decían, antes, que el vino hace sangre…querían decir algo así como que alimenta, nutre y fortalece…Y si la criaturita iba piripi por el mundo, pues…¡Mira, mala suerte! ¡La vida es dura!

Nunca he olvidado a esa niña y siempre me he preguntado si esa ingesta alcohólica en su más tierna infancia pasó como una desafortunada etapa, o, por el contrario, la marcó de por vida. Ojalá fuera lo primero.

Así que, por la antigüedad del villancico, podemos suponer que en el tiempo en el que se inventó, llevarle sopitas con vino a un bebé, pues…¡no era tan mal regalo!

Y acabamos con la reproducción del estribillo:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

madre del Señor.


Creo que estamos ahora, amigos, en posición de volver a cantarlo todo y escucharlo entero, disfrutando de uno de los villancicos más populares de la extensa tradición musical navideña española:

Ya viene la vieja

con el aguinaldo,

le parece mucho,

le viene quitando

(Repetir: Le parece mucho, le viene quitando)

Estribillo:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

madre del Señor.


Ya vienen los Reyes

por los arenales,

ya le traen al Niño

muy ricos pañales

(Repetir: ya le traen al Niño, muy ricos pañales)

Estribillo:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

madre del Señor.


Ya vienen los Reyes

por aquel camino,

ya le traen al Niño

sopitas con vino

(repetir: ya le traen al niño sopitas con vino)

Estribillo:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

madre del Señor.


Y ahora, queridas amigas y queridos amigos, para que tengáis los villancicos, todos juntos, en un mismo episodio, os pondré aquí fragmentos generosos de todos los otros villancicos que venimos compartiendo en Navidad desde hace diez años, y de los que podáis consultar:

  • letra
  • origen
  • música
  • vocabulario
  • contenido
  • significado

En cada uno de los episodios que os recuerdo aquí mismo.   Venid a www.spanishpodcast.org, hacéis un clic sobre cada uno que os interese y tendréis el episodio en el que se explica y se canta ese villancico.

Venga, vamos a disfrutar de uno de los aspectos más entrañables de la navidad española: los villancicos.

Empezamos con los villancicos que están trabajados en el episodio 74, titulado Fum fum fum y que son estos tres:

  • Pero mira como beben los peces en el río
  • Campana sobre campana
  • Fum fum fum

Oigámoslos.

http://www.spanishpodcast.org/podcasts_con_transcripcion/fumT.html



En el episodio 183 trabajamos la Navidad en España, con los siguientes temas:

  • comida tipica familiar
  • vocabulario navideño
  • conversación de la familia para organizar la navidad
  • muchos platos típicos navideños
  • todos los turrones
  • montones de fotografías de todos los platos

http://www.spanishpodcast.org/podcasts_con_transcripcion/183t.html



En el episodio 184 cuyo título es: Villancicos (Historia preciosa de la tradición navideña y de los villancicos, editado en 2014) vimos todos estos:

- Dime niño de quién eres

  • Arre, borriquito
  • El tamborilero
  • Los pastores a Belén
  • Ay, del chiquirritín
  • Hacia Belén va una burra, rin rin
  • Ande, ande, ande, la marimorena

Escuchemos juntos.

http://www.spanishpodcast.org/podcasts_con_transcripcion/villancicosT.html



Episodio 200

  • Título: Diálogo navideño
  • Sentimientos que despierta la Navidad, positivos y negativos
  • Expresiones de buenos deseos para la Navidad

http://www.spanishpodcast.org/podcasts_con_transcripcion/200t.html



Episodio 201: Un año más 

Canción: Un año más,  de Mecano

http://www.spanishpodcast.org/podcasts_con_transcripcion/201t.html



Episodio 202. Título: Abriendo puertas

http://www.spanishpodcast.org/podcasts_con_transcripcion/202t.html



En el episodio 224 (2016), titulado: Navidades españolas, trabajamos:

  • la lotería (día 22)
  • la Nochebuena (noche del 24)
  • El día de Navidad
  • El Pesebre o el Belén
  • Las Inocentadas (28 de diciembre) 
  • La Nochevieja (las uvas de la suerte y las doce campanadas)
  • El día de Año Nuevo
  • La Cabalgata de Reyes y la Noche de Reyes (noche del cinco de enero)
  • Típicas felicitaciones navideñas en español
  • Historia del villancico (con el ejemplo de Ande, ande, ande la marimorena)

http://www.spanishpodcast.org/podcasts_con_transcripcion/224t.html


Y nuestro actual episodio, el 248, dedicado a nuestros dos nuevos villancicos, Gatatumba tumba tumba y Ya viene la vieja, con los que damos por finalizados los villancicos de este año.

Recordad que podéis consultar en estos ocho episodios cualquier aspecto de la Navidad española que os interese o que aún no conocéis. Como siempre, episodios, Guías y transcripciones, a vuestra disposición.


Si este podcast te ha resultado útil y te ayuda a progresar con tu español, puedes tú también ayudarnos a continuar con futuros podcasts haciendo una donación (donation) en la página de inicio del sitio web de Spanishpodcast (www.spanishpodcast.org), donde pone “Ayuda a mantener esta web. Donar”. Muchas gracias por anticipado.

Please help support my ongoing podcasts by making a donation. The sole support for my work comes from listeners like you. It is easy to donate.  You can donate by going to Spanishpodcast (www.spanishpodcast.org), and choose the option Donar. Thank you very much in advance.

Hasta la próxima, un abrazo. Chao, amigos. Diciembre de 2017

*********************













Nuevos villancicos

Gatatumba


Hello dear friends and welcome to Spanishpodcast. I am Mercedes speaking to you from Barcelona. In our 248th episode, Nuevos Villancicos / Gatatumba, we are going to share with you two new Christmas carols: Gatatumba and Ya viene la vieja, two traditional 

Christmas songs that you will love to hear and sing during this Christmas.


Hola, queridos amigos, y bienvenidos a Español Podcast. Soy Mercedes y os hablo desde Barcelona. En nuestro episodio nº248 (Nuevos Villancicos / Gatatumba), vamos hoy a compartir con vosotros dos Nuevos villancicos: Gatatumba y Ya viene la vieja, dos canciones tradicionales navideñas que os encantará oír y cantar durante estas Navidades.






Hola a todos. De nuevo otro diciembre, unas nuevas navidades en el calendario y ganas de ver algún tema navideño un poco nuevo…¿verdad?

Bueno, el tema de los villancicos no es nuevo, pero sí los dos villancicos que traemos hoy aquí para compartirlos con vosotros. 

Además, después de estos dos, os dejaremos un fragmento de todos los villancicos populares y famosos que hemos ido trabajando en otros podcasts anteriores, para que tengáis en uno solo las mejores canciones tradicionales navideñas españolas.

El primer villancico que quiero compartir con vosotros, tiene un título curioso: Gatatumba, que no es precisamente una palabra usual, nada usual…

Gatatumba (G  a  t  a  t  u  m  b  a) es un sustantivo, un nombre femenino de uso coloquial que se refiere a la simulación de un regalo, de un obsequio, de una reverencia, de un dolor, y de muchas más cosas. Pero es una simulación, un fingimiento, una ficción.

La palabra se forma a partir de “gata” y “tumba” y tiene que ver con eso que decíamos, una ficción sobre hacer obsequios, reverencias, etc. En este caso, al Niño del Pesebre, al nacimiento navideño.

La letra es corta y sencilla, pero muuuy sonora. Y… ¿sabéis cuál es el enorme atractivo que tiene para los niños? Los cambios de ritmo y velocidad que el villancico experimenta según se va cantando.

La primera vez que lo cantamos, lo hacemos a un ritmo normal-lento, de manera pausada, vocalizando bien la letra. La segunda la cantamos a un ritmo más ligerito, con más marcha. Y la tercera y última, deprisa, deprisa, deprisa…a un ritmo loco, desenfrenado, que es lo que provoca que los niños se partan de la risa y compitan entre sí para ver quien lo dice más deprisa y más atropelladamente.

Otros, para no alargarlo tanto, hacen este cambio de ritmo con las estrofas del villancico: al principio lento; luego, normal-ligero; y finalmente a toda velocidad.

La letra ese la siguiente:


Gatatumba, tumba, tumba,

con panderos y sonajas.


Gatatumba, tumba, tumba,

no te metas en las pajas.


Gatatumba, tumba, tumba,

toca el pito y el rabel.


Gatatumba, tumba, tumba,

tamboril y cascabel.


Lo voy a leer ahora lento primero y rápido después, para que os hagáis una idea de la cuestión del ritmo:



Y ahora lo escuchamos, en una versión en la que no hay estos cambios de ritmo, ya que no lo he encontrado en la red tal y como yo lo cantaba de pequeñita, pero lo escuchamos para aprender la música y el ritmo:

(Música, interpretación)


Así es que, ya sabéis, podéis cantarlo normal, o podéis jugar con los pequeños a imprimirle al villancico, al menos dos cambios de ritmo. Por ejemplo, la primera vez lo cantáis normal y la segunda, rápido. Como más os apetezca.


La letra habla sobre todo de instrumentos musicales navideños. Los primeros que salen son:


Gatatumba, tumba, tumba,

con panderos y sonajas.


¿Qué son panderos? Un pandero es un instrumento musical rústico que tiene dos aros superpuestos y unidos por una fina piel, y con algún elementos metálico en los aros o dentro, que suenan cuando lo golpeamos, o resbalamos la mano por su superficie. Os pongo una foto en la Guía Didáctica (no en la transcripción, que no la admite).


¿Veis? El pandero sería como un tambor pequeño, de menos altura, y con elementos sonoros dentro o en los aros.

Con panderos y sonajas”…Sonajas…Una sonaja es también un instrumento que, como su nombre indica, es parecido a los sonajeros de los bebés, esos juguetes sonoros de los pequeños que tiene chapitas metálicas que suenan al agitarse. Pueden tener muchas formas y muchos sonidos. Aquí os pongo una foto de una sonaja, venid a verla…


Los siguientes instrumentos son:

Gatatumba, tumba, tumba,

toca el pito y el rabel.


Toca el pito y el rabel. El pito es el mismo pito que tocan los árbitros en un partido de fútbol o los guardias de tráfico cuando lo están dirigiendo en un cruce urbano.

Así, pues, el pito es ese instrumento pequeñito con el que, al soplar, obtenemos un sonido muy agudo: un pitido.

Y el rabel es un instrumento pastoril (típico de pastores), como una especie de violín rústico, con sólo 3 cuerdas y un arco.


Y nuestro Gatatumba termina con:


Gatatumba, tumba, tumba,

tamboril y cascabel.


El tamboril es un tambor pequeño que se cuelga del brazo izquierdo y se toca con un solo palo. Muy usado en danzas populares tradicionales.

Y el cascabel, sí, es el cascabel de los gatitos, esa bolita hueca de metal con uno o más trocitos también metálicos en su interior, que suenan con el movimiento.


Ya veis, queridas amigas y queridos amigos, seis instrumentos musicales en un villancico tan cortito, Pero ya sabéis que lo característico son sus cambios de ritmo y el aumento de la velocidad con que lo cantamos cada vez.

Venga, ahora ya estamos en posición de cantarlo y escucharlo, para aprenderlo e incorporarlo a nuestros villancicos en español, que todos podemos disfrutar y cantar estas navidades:

(versión entera)


¡Qué original, verdad? Y qué gusto da cantarlo…


El segundo villancico nuevo que os traemos hoy, se titula:

Ya viene la vieja

Otro villancico muy tradicional, muy popular y verdaderamente ancestral, muy antiguo, que va a hacer las delicias de todos nosotros.

Dice así:

Ya viene la vieja

con el aguinaldo;

le parece mucho,

le viene quitando.

(Repetir: Le parece mucho, le viene quitando)

Estribillo:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

Madre del Señor.


Ya vienen los Reyes

por los arenales,

ya le traen al Niño

muy ricos pañales.

(Repetir: Ya le traen al Niño, muy ricos pañales)

Estribillo:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

Madre del Señor.


Ya vienen los Reyes

por aquel camino,

ya le traen al Niño

sopitas con vino.

(repetir: Ya le traen al niño sopitas con vino)

Estribillo:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

madre del Señor.


¡Qué increíble villancico! El personaje de la primera estrofa es una vieja roñica y avara  que trae el aguinaldo, y que le parece excesivo. Por eso, mientras va llegando, va quitándole cantidades al mismo.

¿Y qué es el aguinaldo? A g u i n a l d o significa regalo de navidad, al menos inicialmente, aunque después se identificó a una propina, a una gratificación económica. Antes era una pequeña recompensa que se daba sobre todo a los niños que iban cantando villancicos por las casas durante la Epifanía.

Aguinaldo también se usaba coloquialmente para algunas gratificaciones económicas de las empresas a los empleados, lo que ahora sería una paga extra, pero el aguinaldo era optativo.

Recuerdo con verdadero cariño el tema del aguinaldo, un tema de mi infancia. Cuando yo era pequeñita, vivía en un pequeño pueblo castellano de la tierra cervantina. Y allí, por Navidad, salíamos un grupo de niños y niñas a cantar villancicos e íbamos de casa en casa. Las buenas gentes nos daban el aguinaldo, que podían ser unas monedas, caramelos, galletas, nueces, un pedazo de pastel…lo que había en las casas. Y los niños nos poníamos muy contentos con este intercambio.

Después, cuando íbamos a casa de los familiares, también nos daban el aguinaldo, que solíamos ahorrar en nuestra hucha infantil, aquel cerdito de barro en el que íbamos metiendo todos nuestros ahorros.

También antiguamente el sereno, el cartero, el barrendero o el basurero, iban por las casas repartiendo tarjetas de felicitación navideña y se les daba un pequeño aguinaldo como gratificación navideña (aquí, arriba, una foto preciosa de esas tarjetas navideñas que se repartían por las casas en busca del aguinaldo).

Bien, la vieja del villancico, no obstante, no es una vieja generosa, sino todo lo contrario: es una vieja avara, es decir, tacaña, roñica y miserable. Mira el aguinaldo, le parece mucho, y empieza a quitarle y a quitarle…”le viene quitando”. ¡Menuda tacaña!

Por eso dice:

Ya viene la vieja

con el aguinaldo,

le parece mucho,

le viene quitando

(Repetir: Le parece mucho, le viene quitando)

Y luego tenemos el precioso estribillo, que dice:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

madre del Señor.

Pampanitos es el diminutivo de Pámpanos. Un   pámpano    (p  á  m  p  a - n  o) es un brote verde, tierno y finito de la vid, la planta de las uvas.

Otras versiones dicen “campanitas verdes”, pero la auténtica habla de pampanitos verdes, esos tiernos brotes verdes de la vid:


Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

madre del Señor.


La segunda estrofa cambia totalmente de tema. Dice así:

Ya vienen los Reyes

por los arenales,

ya le traen al Niño

muy ricos pañales

(Repetir: ya le traen al Niño, muy ricos pañales)

Aquí ya se habla de la ruta de los Reyes Magos de Oriente quienes, guiados por la gran estrella, se dirigen al Portal de Belén, para adorar al Niño. Pero en este villancico no le traen Oro, Incienso y Mirra, sino un regalo mucho más humilde: le traen pañales para que el pequeño tenga su higiene asegurada…ja ja ja…

De nuevo el estribillo:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

madre del Señor.


Y damos paso ya a la tercera estrofa, que dice así:


Ya vienen los Reyes

por aquel camino,

ya le traen al Niño

sopitas con vino

(repetir: ya le traen al niño sopitas con vino)


Y diréis vosotros, pero ¿qué locura ese ésta? ¿Al bebé recién nacido le traen sopas -pan mojado- con vino? Dios mío, qué insensatez…Bueno, amigos míos, insensatez en la actualidad porque hace muchos, muchísimos años, el pan mojadito en vino se consideraba un alimento de primer orden…¡incluso para niños! Obviamente eso era minoritario, pero era. 

Yo tenía una vecinita de 1 añito, allá en el pueblo, a la que (a falta de alimentos más adecuados) daban sopas de pan mojadas en vino como merienda…Aún recuerdo mi estupor y el de mi madre al darle un besito y percibir el olor a vino que desprendía. Y no sólo eso, la infantil criatura solía presentar una dilatación de la pupila de su ojito, impropia de una niñita de tan corta edad. Un día, mi madre se atrevió a hablar con la abuela de la niña, quien la cuidaba y le daba la alcohólica merienda. La abuela escuchó primero, y luego dijo: “No pase cuidado. El buen vino hace buena sangre, en niños y en grandes”. Y así dio por zanjada la conversación. Cuando decían, antes, que el vino hace sangre…querían decir algo así como que alimenta, nutre y fortalece…Y si la criaturita iba piripi por el mundo, pues…¡Mira, mala suerte! ¡La vida es dura!

Nunca he olvidado a esa niña y siempre me he preguntado si esa ingesta alcohólica en su más tierna infancia pasó como una desafortunada etapa, o, por el contrario, la marcó de por vida. Ojalá fuera lo primero.

Así que, por la antigüedad del villancico, podemos suponer que en el tiempo en el que se inventó, llevarle sopitas con vino a un bebé, pues…¡no era tan mal regalo!

Y acabamos con la reproducción del estribillo:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

madre del Señor.


Creo que estamos ahora, amigos, en posición de volver a cantarlo todo y escucharlo entero, disfrutando de uno de los villancicos más populares de la extensa tradición musical navideña española:

Ya viene la vieja

con el aguinaldo,

le parece mucho,

le viene quitando

(Repetir: Le parece mucho, le viene quitando)

Estribillo:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

madre del Señor.


Ya vienen los Reyes

por los arenales,

ya le traen al Niño

muy ricos pañales

(Repetir: ya le traen al Niño, muy ricos pañales)

Estribillo:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

madre del Señor.


Ya vienen los Reyes

por aquel camino,

ya le traen al Niño

sopitas con vino

(repetir: ya le traen al niño sopitas con vino)

Estribillo:

Pampanitos verdes,

hojas de limón,

la Virgen María, 

madre del Señor.


Y ahora, queridas amigas y queridos amigos, para que tengáis los villancicos, todos juntos, en un mismo episodio, os pondré aquí fragmentos generosos de todos los otros villancicos que venimos compartiendo en Navidad desde hace diez años, y de los que podáis consultar:

  • letra
  • origen
  • música
  • vocabulario
  • contenido
  • significado

En cada uno de los episodios que os recuerdo aquí mismo.   Venid a www.spanishpodcast.org, hacéis un clic sobre cada uno que os interese y tendréis el episodio en el que se explica y se canta ese villancico.

Venga, vamos a disfrutar de uno de los aspectos más entrañables de la navidad española: los villancicos.

Empezamos con los villancicos que están trabajados en el episodio 74, titulado Fum fum fum y que son estos tres:

  • Pero mira como beben los peces en el río
  • Campana sobre campana
  • Fum fum fum

Oigámoslos.

http://www.spanishpodcast.org/podcasts_con_transcripcion/fumT.html



En el episodio 183 trabajamos la Navidad en España, con los siguientes temas:

  • comida tipica familiar
  • vocabulario navideño
  • conversación de la familia para organizar la navidad
  • muchos platos típicos navideños
  • todos los turrones
  • montones de fotografías de todos los platos

http://www.spanishpodcast.org/podcasts_con_transcripcion/183t.html



En el episodio 184 cuyo título es: Villancicos (Historia preciosa de la tradición navideña y de los villancicos, editado en 2014) vimos todos estos:

- Dime niño de quién eres

  • Arre, borriquito
  • El tamborilero
  • Los pastores a Belén
  • Ay, del chiquirritín
  • Hacia Belén va una burra, rin rin
  • Ande, ande, ande, la marimorena

Escuchemos juntos.

http://www.spanishpodcast.org/podcasts_con_transcripcion/villancicosT.html



Episodio 200

  • Título: Diálogo navideño
  • Sentimientos que despierta la Navidad, positivos y negativos
  • Expresiones de buenos deseos para la Navidad

http://www.spanishpodcast.org/podcasts_con_transcripcion/200t.html



Episodio 201: Un año más 

Canción: Un año más,  de Mecano

http://www.spanishpodcast.org/podcasts_con_transcripcion/201t.html



Episodio 202. Título: Abriendo puertas

http://www.spanishpodcast.org/podcasts_con_transcripcion/202t.html



En el episodio 224 (2016), titulado: Navidades españolas, trabajamos:

  • la lotería (día 22)
  • la Nochebuena (noche del 24)
  • El día de Navidad
  • El Pesebre o el Belén
  • Las Inocentadas (28 de diciembre) 
  • La Nochevieja (las uvas de la suerte y las doce campanadas)
  • El día de Año Nuevo
  • La Cabalgata de Reyes y la Noche de Reyes (noche del cinco de enero)
  • Típicas felicitaciones navideñas en español
  • Historia del villancico (con el ejemplo de Ande, ande, ande la marimorena)

http://www.spanishpodcast.org/podcasts_con_transcripcion/224t.html


Y nuestro actual episodio, el 248, dedicado a nuestros dos nuevos villancicos, Gatatumba tumba tumba y Ya viene la vieja, con los que damos por finalizados los villancicos de este año.

Recordad que podéis consultar en estos ocho episodios cualquier aspecto de la Navidad española que os interese o que aún no conocéis. Como siempre, episodios, Guías y transcripciones, a vuestra disposición.


Si este podcast te ha resultado útil y te ayuda a progresar con tu español, puedes tú también ayudarnos a continuar con futuros podcasts haciendo una donación (donation) en la página de inicio del sitio web de Spanishpodcast (www.spanishpodcast.org), donde pone “Ayuda a mantener esta web. Donar”. Muchas gracias por anticipado.

Please help support my ongoing podcasts by making a donation. The sole support for my work comes from listeners like you. It is easy to donate.  You can donate by going to Spanishpodcast (www.spanishpodcast.org), and choose the option Donar. Thank you very much in advance.

Hasta la próxima, un abrazo. Chao, amigos. Diciembre de 2017

*********************

 © Spanishpodcast, 2007-2018